Control de la miopía II: Ortoqueratología nocturna

Esta palabreja tan rara es una de las opciones para controlar la miopía que se lleva realizando desde hace más años y tenemos más experiencia de su efectividad como tratamiento para relentizar la miopía.

¿Qué es la Ortoqueratología Nocturna?

Esta técnica, que parece poco conocida, lleva más de 20 años con nosotros. Tal vez sea por miedo ya que se utilizan lentes semirrígidas, pero ese miedo es debido al desconocimiento.

Este tratamiento es seguro, incluso cuando existe intolerancia a las lentes de contacto blandas, esta es la opción más respetuosa para nuestros ojos. Además realiza una doble función, al ser como un aparato dental nocturno, realiza su función mientras dormimos para que por el día puedas disfrutar de una buena visión sin necesidad de gafas o lentillas.

Sí, a parte de hacer control de la miopía también sirve como alternativa a la operación laser, ya que mientras usemos estas lentes por las noches nos va a permitir ver de nuevo sin correcciones ópticas. Por esto, no es sólo interesante para que nuestros hijos no sigan sumando y sumando más miopía, también nos sirve para liberarnos de las gafas y las lentillas.

Además, es reversible. Si dejamos de utilizar estas lentes, nuestro ojo volverá a la ametropía que tenía. Pero, ¿cómo funciona?

La lente nunca va a tener contacto directo con la córnea, va a ser la lágrima que queda encerrada entre el ojo y la lente la que va a crear tal presión en la superficie corneal que la va a moldear para que al día siguiente veas con total nitidez. Por eso, vuestro óptico será muy pesado con el uso de lágrima artificial. Es necesario usar lágrima artificial (a ser posible sin conservantes) tanto antes de poner y quitar las lentes, una vez puestas también, puedes echarte otro poco antes de dormir y una vez retiradas también. Toda esta lágrima nos ayuda a hidratar la córnea y crear esa película lagrimal necesaria para el moldeo.

¿Pero siempre me han dicho que ni se me ocurra dormir con lentillas? – Las lentillas blandas son más peligrosas que las lentes semirrígidas. Las blandas cuando pierden hidratación, necesitan un parpadeo constante, te van a robar tu propia lágrima y se va a quedar pegadas al ojo. Esa falta de lágrima y esa adherencia hacen que el aporte de oxígeno al ojo baje y puede producir problemas a corto y largo plazo. Las lentes semirrígidas no absorben lágrima, van a seguir navegando sobre nuestro pequeño mar de lágrima, y si les ayudamos con lágrima artificial mejor que mejor. Tanto para blandas o para semirrígidas, es bueno echarse lágrima antes de retirarlas para que esa adherencia o posible efecto ventosa, se elimine y sea más respetuoso para tu ojo retirarlas.

¿Son incómodas estas lentillas por ser duras? – Al utilizarse con los ojos cerrados, durante las horas de sueño, son cómodas desde el principio. Con los ojos abiertos se notarán un poco molestas al principio, pero no porque nos estén haciendo daño a nuestros ojos, es debido al roce de los párpados con la lente. A parte, no se aconseja el uso de la lente con los ojos abiertos, o mejor dicho, usarlas mucho tiempo con los ojos abierto porque puede afectar el parpadeo al centrado del tratamiento. Están diseñadas para el uso mientras dormimos.

¿Hasta qué edad debería usar mi hijo este tipo de lentes? – Desde los 8 años o antes se podría empezar a usar, y los chicos terminan de crecer hacia los 23 años. Durante todo ese tiempo, si el paciente lo desea lo puede usar, incluso durante más años ya que también tiene la función de corregir durante el día su ametropía.

Mi oftalmólogo ha puesto a mi hijo en tratamiento con Atropina, ¿Puede hacer Ortoqueratología también? – Sí, puede realizar los dos tratamientos de forma combinada. Existen estudios que demuestran que la combinación de ambas técnicas pueden conseguir resultados más eficientes. Pero siempre, consúltalo con tu oftalmólogo de confianza.

¿Este tratamiento lo puedo realizar en cualquier óptica? – No todos los optometristas estamos formados para este tipo de tratamiento, tendrás buscar los Centros Ópticos que realizan este tipo de tratamiento en tu zona.

A parte de miopía tengo astigmatismo, ¿eso también lo corrige? – Hasta 1,50 D de astigmatismo se podría corregir, pero habría que realizar un buen estudio para confirmarlo, ya que puede que sea un astigmatismo de cristalino y hasta allí no podemos actuar. Hay casos que se corrige todo el astigmatismo, cuando es corneal, y otros casos en los que puede quedar algo de graduación residual con astigmatismos de cristalino. Conoce más sobre el astigmatismo en nuestro Blog.

¿Se puede corregir cualquier medida de miopía? – Eso depende del fabricante de lentes de ortoqueratología con el que trabaje nuestro óptico. Lo normal es corregir miopías inferiores o iguales a -4.50 D, pero hay fabricantes pueden corregir aún más miopía y también depende de la pericia de tu óptico.

¿Tienes más dudas? Entra en contacto con nosotros e intentamos facilitarte toda la información que necesites, o también puedes consultar con tu oftalmólogo u óptico de confianza.

Para más información sobre este tipo de lentes os enlazamos con los principales fabricantes que se utilizan en España: Conoptica, Paragon y Tiedra.

Continuar con Control de Miopía

Volver al menú del Blog

Scroll al inicio